Menú semanal dieta sin yodo

Actualizado en enero 2022

Cómo comer la avena para bajar el colesterol

La dieta sin yodo es un régimen alimenticio que limita el consumo de alimentos con alto contenido de yodo. Este tipo de dieta se recomienda para las personas que se han sometido a una terapia de yodo para tratar ciertos tipos de cáncer de tiroides, ya que el yodo puede interferir con la eficacia del tratamiento.A continuación, te presentamos un menú semanal para una dieta sin yodo:

Lunes

Desayuno


Un tazón de avena con manzana rallada

Almuerzo


Sandwich de pavo con pan integral, lechuga y tomate

Cena


Pechuga de pollo a la parrilla con ensalada de zanahoria rallada y brócoli al vapor

Martes

Desayuno


Yogur bajo en grasa con frutos rojos

Almuerzo


Ensalada de garbanzos con tomate, pepino y cebolla roja

Cena


Filete de pescado a la plancha con puré de patata y judías verdes

Miércoles

Desayuno


Tostada de pan integral con aguacate y huevo swmanal de lentejas con arroz integral, lechuga y tomate

Cena


Guiso de ternera con patata, zanahoria y seemanal de plátano y espinacas

Almuerzo


Bowl de quinoa con aguacate, tomate, pepino y judías verdes

Cena


Pollo al horno con calabaza asada y ensalada de rúcula

Viernes

Desayuno


Tortilla de espinacas con tostada de pan integral

Almuerzo


Salmón ahumado con patata asada y ensalada de remolacha rallada

Cena


Ensalada de pollo con lechuga, tomate, pepino, maíz y aguacate

Sábado

Desayuno


Cereales integrales con leche descremada y plátano

Almuerzo


Sándwich de atún con pan integral, lechuga y tomate

Cena


Albóndigas de pavo con pasta integral y ensalada mixta

Domingo

Desayuno


Tostada de pan integral con queso fresco y mermelada sin yodo

Almuerzo


Ensalada de pollo con espinacas, tomate, cebolla y nueces

Cena


Guiso de pescado con patata, zanahoria y apio

Recuerda que esta dieta puede ser muy restrictiva y es importante que consultes a un profesional de la nutrición para asegurarte de que estás obteniendo todos ain nutrientes necesarios.

Además, es importante evitar el exceso de sal y limitar el consumo de productos procesados, ya que suelen contener altas cantidades de yodo.